Coche para minusvalidos

Certificado de discapacidad : ¿Qué ventajas fiscales se tiene por la compra de un coche?

Con el fin de fomentar la movilidad de las personas que tienen una minusvalía reconocida, existen una serie de ayudas que están diseñadas para fomentar la autonomía y la independencia. La ventaja fiscal es una de las más populares, ya que ofrece unas ventajosos descuentos para la adquisición de un vehículo.

¿Cúal es el mayor descuento que se puede obtener?

Las personas que tienen una minusvalía reconocida -aquella que es igual o superior al 33%- obtienen especialmente en el IVA la mayor de las ventajas. Del actual 21% por ciento, que es el habitual para la mayoría de los casos, se reduce hasta un 4%, con lo que se obtiene un descuento muy interesante. La adquisición de un vehículo acondicionado a las necesidades de una una personas con discapacidad, habitualmente suele tener un precio elevado al habitual, por lo que se agradece en gran medida, contar con el mayor número de descuentos y ventajas posibles.

A pesar que la deducción del IVA, es una de las ventajas más interesante, para poder acceder a esa ayuda, es preciso cumplir con una serie de requisitos. Así por ejemplo, La Agencia Tributaria exige que cuando se compre el auto “independientemente del conductor”, este debe ser de primera mano y debe estar sin matricular. Esto deja fuera del descuento a aquellos vehículos que son considerados de kilómetro cero, ya que estos ya han sido previamente matriculados. Obviamente, a los coches de segunda mano o en promociones especiales, tampoco pueden ser objeto de este tipo de descuento.

Para poder disfrutar de la ventajosa deducción del IVA, es importante tener en cuenta que además de lo anteriormente comentado, es preciso cumplir unas premisas. La principal es que debe haber pasado por lo menos cuatro años desde la matriculación de un vehículo de este tipo. Obviamente, quedan fuera de este requisito, los autos que hayan sufrido un accidente y sean siniestros totales, algo que debe ser oportunamente documentado. Es necesario igualmente, que previamente se haya obtenido la certificación de discapacidad del IMSERSO o de la entidad gestora a la Comunidad Autónoma que corresponda. Igualmente el vehículo comprado con este tipo de descuento, no puede haber sido transferido durante el plazo de los cuatro años siguientes a la fecha de su matriculación.

¿Qué requisitos hay que cumplir para considerarse con movilidad reducida?

Con el fin de determinar unos requisitos claros, para aquellas personas que tienen movilidad reducida, deben darse una serie de condiciones. Este término reúne a las personas que no solo se desplazan en silla de ruedas, sino también a aquellas personas que se encuentran registrados dentro de la Organización Nacional de Ciegos Españoles, conocida por las siglas ONCE. A parte de las personas que tienen deficiencias visuales agudizadas, también las personas que son titulares de la tarjeta de estacionamiento para personas con discapacidad, expedidas por los organismo locales y de las comunidades, son considerados Las diversas personas con movilidad reducida que quieran acogerse a estos descuentos, deben aportar en todo momento el correspondiente certificado de discapacidad o una copia de la tarjeta que indica el porcentaje que se tienen de minusvalía, sea cual sea.

Otro de los aspectos importantes a tener en cuenta, es que dependiendo de las emisiones del vehículo, se tendrá que pagar o no el correspondiente impuesto de matriculación. Cabe señalar que este tipo de impuesto de matriculación, está dividido en diferente tramos dependiendo del número de emisiones que haga a la atmósfera. De este modo, si las emisiones son inferiores o iguales a 120 gr/km CO2, no se pagará este impuesto. Sin embargo, los vehículos que lleguen a desprender índices de emisiones mayores o iguales a 200 gr/km CO2, tendrán que pagar cerca del quince por ciento de impuesto de matriculación.

¿Es posible acogerse a un descuento sin tener reconocida la movilidad reducida?

Una de las principales dudas que aparecen para muchas personas tienen algún tipo de discapacidad -aún siendo superior al 33%-, es la de si se pueden acoger a este tipo de ayudas. Aún siendo discapacitados, si no se tiene reconocida la movilidad reducida, solo se tendrá derecho a acogerse a el descuento en el impuesto de matriculación, así como en el impuesto de circulación del ayuntamiento correspondiente. Sin embargo, la ventaja principal de este tipo de ayudas -la deducción del IVA-, no se podrá solicitar, ya que está ideado solamente para aquellas personas con discapacidad que tienen debidamente reconocida la movilidad reducida.

Los descuentos que se pueden obtener por sufrir una minusvalía, permite la adquisición de un coche apropiado, debidamente adaptado. El comprar un vehículo, siempre es un gran esfuerzo económico para todas las familias, especialmente en aquellas en que alguno de sus miembros tienen algún tipo discapacidad, como minusválidos o discapacitados por un motivo reconocido. Por ese motivo, siempre es una buen apoyo, contar con el mayor número de ayudas posibles para adquirir vehículos apropiados.

Laisser un commentaire

Votre adresse de messagerie ne sera pas publiée. Les champs obligatoires sont indiqués avec *